Social media e inteligencia colectiva en campaña electoral

24 abril, 2019
El debate sobre la función de las comunidades de usuarios en las redes sociales en campaña electoral pone de relieve el rol de la labor de escucha. Se destaca la necesidad de disponer de perfiles social media capaces de hacer una gestión ética de la inteligencia colectiva.

En el marco del Máster Universitario de Social Media: Gestión y Estrategia de la UOC y a través del entorno virtual del evento Facebook, el pasado 9 de abril tuvimos la oportunidad de conversar de manera síncrona con la experta Eva Mª Moya, docente colaboradora del programa y Cyber Threat Intelligence Manager en Mnemo, A lo largo de una hora y bajo el título “Social media e inteligencia colectiva en campaña electoral” el objetivo del encuentro consistía en generar conocimiento a partir del diálogo establecido a través de los comentarios aportados.

El evento arrancó con una definición de inteligencia colectiva ofrecida por la propia Eva Mª Moya, que destacaba, como componentes esenciales, el esfuerzo colaborativo y la existencia de una “información de valor para un objetivo”. Con una mayor trayectoria de aplicación en el ámbito educativo y empresarial, la experta subrayaba su incorporación más novedosa en el terreno político y ello a pesar de que los cambios sociales se presentan como “un contexto perfecto para estas técnicas”. En este sentido Eva Mª Moya nos recordaba las claves apuntadas en el Manifiesto Crowd, una obra del periodista Antoni Gutiérrez-Rubí junto al consultor Juan Freire.  Así, entre los beneficios de la inteligencia colectiva aplicada a la política se encuentra el hecho de poder entender mejor las inquietudes y preocupaciones de la ciudadanía.


“Poder escuchar directamente, sin encuestas ni muestreos sobre con qué se alinean los ciudadanos. Qué cosas les preocupan más, lo que les gusta o no… Ese tipo de información es muy útil para elaborar programas o conocer si estamos en línea con el grupo objetivo al que nos dirigimos”, señalaba Eva Mª Moya

El rol que desempeña la emoción en el comportamiento relacionado con la actividad política por parte del usuario fue otro de los aspectos que se debatieron en el evento. Concretamente la experta destacaba la diferencia con respecto a los prosumer ya que en relación a temas ideológicos los ciudadanos “no parecen querer dedicar tiempo a contrarrestar información o validar si lo que dicen los políticos es real o no. Parece que consumimos las ideas muy rápido y sin aplicar demasiado pensamiento crítico”. Este comportamiento podría además incidir en la viralización de las fake news en las redes sociales y especialmente en su asimilación. En contrapartida, la inteligencia colectiva también podría ser útil para frenarlas cuando el colectivo detecta la circulación de fake news.


El ciudadano “tiene tendencia a asumir como propio y real el fake que encaja en sus propias creencias, aunque estas no estén corroboradas con la realidad”, según señalaba la colaboradora docente.

Existen opciones éticas que permiten el aprovechamiento de la inteligencia colectiva por parte de los partidos políticos. La experta señalaba, en síntesis, los siguientes cuatro aspectos:

  1. Escuchar a su comunidad objetivo, tanto a los fans como a los que hablan de ellos.
  2. Permite escuchar la problemática general de la ciudadanía objetivo, con la ventaja de que las redes sociales tienen un componente geográfico que permite acotar, no sólo en tiempo sino en espacio.
  3. Ayuda a mejorar el discurso, hacerlo más atractivo y actual para que las ideas y propuestas de los partidos puedan llegar de verdad a los ciudadanos.
  4. Facilita el diálogo directo y sin filtros con la ciudadanía.

Para concluir, Eva Mª Moya apuntó también la problemática que relaciona procesos de inteligencia colectiva y la injerencia en entornos de privacidad en un contexto que abre “una línea de trabajo apasionante que exige mucha responsabilidad democrática”.

Autor / Autora
Silvia Martinez
  • Directora del Máster Universitario de Social Media: Gestión y Estrategia de la UOC.
Comentarios
Deja un comentario